EL ARENAL

Enclavado en el majestuoso paraje montañés del Parque Regional de Gredos, entre frondosos bosques de pinos, chopos, castaños y nogales, surcado por el Río Arenal, y rodeado de bellas gargantas con innumerables pozas de agua cristalina, se encuentra este precioso pueblo serrano que obtuvo del rey Felipe V en 1732 ( previo pago de 900.000 maravedíes por parte de sus vecinos ), la carta de villazgo con la que consiguió el título de Villa y por tanto, su independencia jurídica y administrativa.

Nada más llegar a este lugar, nos produce un placer incomparable respirar el fresco aire serrano de una soleada mañana de otoño y contemplar el maravilloso paisaje natural que tenemos a la vista. Luego, paseamos tranquilamente por su típico entorno urbano, admirando su bella arquitectura popular, caracterizada por sus estrechas calles empinadas y sus casas antiguas de adobe, piedra y madera, muchas de ellas con balcones repletos de geranios y otras flores.

La vista de todo el conjunto, casco urbano, ríos, charcas y montaña es más que suficiente para deleitar en grado extremo, los ojos de quienes podemos contemplar el variado panorama, que une el intenso azul del cielo y el blanco nevado de su montaña, con las diversas tonalidades verdes, rojizas, pardas, y amarillas de su vegetación.

El silencio y la quietud de este apacible paisaje nos acompañan permanentemente en nuestro recorrido por varios senderos, que de transitarlos en su totalidad, nos conducirían a los puertos de El Arenal y La Cabrilla, alcanzando puntos que resultan ser espléndidos miradores para presenciar un paisaje multicolor, que con seguridad motivaría envidia a la paleta de cualquier afamado pintor.

Después de una intensa caminata por estos parajes, y como es hora del almuerzo, arribamos hasta El Rincón de Domingo, donde en un marco acogedor y de esmerada atención, agasajamos nuestro apetito con un extraordinario estofado de garbanzos, un riquísimo lomo de ternera avileña y un artesanal mouse de chocolate; todo ello regado, como es menester, de un rojo vino tinto, que nos hace recuperar las fuerzas necesarias, para continuar deambulando por el pueblo, paso a paso, hasta que el intenso frío al anochecer nos invita a concluir nuestro recorrido.

  • Monumentos:

    La Casa de Linda, construida con grandes bloques de granito hace más de 400 años, es la casa más antigua del Arenal.

  • La Corrala, barrio típico de la villa.

    La Ermita de la Virgen de Las Angustias, del siglo XVIII.

    La Ermita del Cristo de la Expiación.

    La Ermita de la Virgen de los Remedios, del siglo XVIII, en la Plaza Mayor junto al Ayuntamiento.

    La Iglesia de la Asunción construida sobre la antigua iglesia de Santo Domingo ( XV, XVI ). Destaca la cúpula de estilo gótico isabelino y el retablo (1563) de Pedro de Salamanca.

    La Plaza Mayor, o de la Nueva España donde está el edificio del Ayuntamiento y una fuente de dos caños con pilón circular.

  • Fiestas:
  • Virgen de los Remedios ( 7 y 8 de septiembre )

    Fiesta del Cristo ( Segundo domingo de octubre )


Ermita de la Virgen de las Angustias ( Siglo XVIII )


Ermita del Stmo. Cristo de la Expiación


El Arenal, vista parcial


Iglesia de la Asunción


Casa de Linda; 400 años de antigüedad e historia


Casa Linda, desde otro ángulo


Plaza de la Nueva España, Ermita de la Virgen de los Remedios y Ayuntamiento


Ermita de la Virgen de los Remedios


Fuente de dos caños, frente al Ayuntamiento


Paisaje de montaña


Paisaje de montaña


Imagen desde uno de los senderos a los puertos de El Arenal y La Cabrilla


Imagen desde uno de los senderos a los puertos de El Arenal y La Cabrilla


Arquitectura popular


Arquitectura popular


Arquitectura popular


Arquitectura popular


Gargantas


Poza de agua cristalina

Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterEmail this to someone